Auvernia: entre volcanes y dinosaurios en un carrete de 12 fotografías

Cuando llegues al oeste de la región francesa de Auvernia-Ródano-Alpes notarás que estás en un territorio muy especial, con una energía fantástica y unos paisajes increíbles. La Chaîne des Puys es una cadena de 80 volcanes del período cuaternario (2’59 millones de años – 10.000 a.C) que abarcan unos 30 Km. en dirección norte a sur.

Volcán Puy de Dôme: Grand Site de France

En el Centro Maison du Site se encuentra desde 2012 la estación del tren cremallera Panoramique des Dômes que permite el acceso, en 15 minutos, hasta la cumbre del volcán Puy de Dôme situada a 1465 metros de altitud.

Una aplicación móvil para Android y Apple (disponible en varios idiomas, incluido el español) te guiará durante el trayecto con información y leyendas sobre este volcán, mientras disfrutas de las vistas de la Chaîne des Puys y la falla de Limagne, ambas declaradas Patrimonio Mundial de la UNESCO en julio de 2018.

Aunque si lo prefieres, también puedes acceder a pie hasta la cima por uno de los senderos que forman parte del Parque Natural Regional de los Volcanes de Auvernia. El Sentier des Muletiers es un antiguo camino de subida de 6 Km. utilizado por los peregrinos que se acercaban hasta el Templo de Mercurio. La frágil naturaleza de este lugar, sometido a una fuerte erosión, hace imprescindible su disfrute sin dañar a la naturaleza.

Los diferentes recorridos a pie abiertos al público y señalizados, te adentran en un territorio multicolor que en otoño se vuelve idílico. La piedra volcánica cubre el paisaje y la decora con bombas piroclásticas de 5.000 años de antigüedad. Esta alfombra natural formada por la corteza terrestre, agrietada y colapsada que formó los Alpes hace 35 millones de años, acompaña a los senderistas por caminos salpicados de elevaciones de magma.

Si te gustan los volcanes te encantarán las Islas Eolias

El Templo de Mercurio

En la cima de Puy de Dôme encontrarás un espacio expositivo e interactivo con proyecciones y paneles informativos relacionados con el volcán y otro reservado al Templo de Mercurio. Construido entre los años 125 y 150 con piedra procedente del volcán Killian situado en el Col de Ceyssat, se convirtió en el mayor templo de montaña de la Galia romana. A través de la Vía de Agrippa que conectaba la capital de la Galia Lugdunum (actual Lyon) con el Atlántico o la ciudad de Arles, llegaban los peregrinos al santuario dedicado a Mercurio; dios del comercio y protector de los viajeros.

Mercurio fue uno de los 10 dioses más venerados por los Galorromanos y se caracteriza por representarse con alas en sus sandalias y portando un caduceo con dos serpientes entrelazadas. El templo de Puy de Dôme es de planta cuadrada, medía aproximadamente 60 metros de lado y tenía una base de 13 metros de altura. Su monumentalidad y situación hacían que el templo fuera visible desde Augustonemetum (actual Clermont-Ferrand). 

Los restos de este templo romano no fueron descubiertos hasta 1872, con motivo de la construcción del Observatorio meteorológico. A través de la entrada sur se accedía a un pasillo que permitía el acceso a una gran terraza escalonada que subía hasta el templo y que los arqueólogos creen, podía haber estado llena de altares para las ofrendas de los peregrinos que sólo podían acercarse hasta el pronaos. La cella donde se encontraban las estatuas de los dioses y las riquezas del santuario quedaba reservada a los sacerdotes.

Vulcania: el Parque temático de los volcanes y los dinosaurios

La cadena de volcanes des Puys invita a explorar el interior de la tierra de la forma más divertida. En el Parque temático de Vulcania te esperan películas 5D, circuitos interactivos, plataformas en movimiento que te llevarán a las profundidades marinas en un batiscafo, volar entre dinosaurios o sobrevivir a una erupción volcánica.

Ciencia, naturaleza y diversión se dan cita en Vulcania. Cuando visitamos el parque se encontraba la exposición “Sur les traces des dinosaures”. A través de un recorrido al aire libre podías descubrir varios dinosaurios dotados de sonido y movimiento. Las reproducciones cobraban vida cuando el visitante llegaba frente a estos grandes reptiles extinguidos.

El circuito estaba formado por una docena de robots animatrónicos; son reproducciones de gran calidad de los dinosaurios más conocidos. Vulcania es el lugar ideal para encontrar al feroz Tyrannosaurus rex y el Velociraptor que se hicieron famosos en la saga cinematográfica de Jurassic Park sin que te devoren.

El simpático Brachiosaurus y otros sorprendentes como el Sarcosuchus; antepasado de los cocodrilos o el Bambiraptor que se sospecha tenía plumas son algunos de los dinosaurios reproducidos.

Si te gustan los dinosaurios, en Catalunya podrás ver auténticas huellas, huevos y huesos de titanosaurios en Dinosaures Fumanya. ¡Descúbrelos en mi recomendación de viaje!

¿Tienes Canas de viaje? Nuestro próximo destino: Israel.

Deja una respuesta